sábado, 23 de abril de 2016

¡Vivan los libros!

Esta es parte de mi despensa
para el alimento racional y espiritual
los que consolidan y desarrollan
nuestra condición humana
¡Que el libro forme parte
de nuestra dieta diaria
para evitar la anemia
del intelecto y las emociones!
¡Vivan los libros!

viernes, 22 de abril de 2016

No saben, ni sé.

Cada día de mi vida
han ocurrido infinitas cosas
prescindiendo de mí

En realidad
casi la totalidad
de seres humanos
que habitan el mundo
ignoran
sesenta y tanto años después
que he nacido
y ni falta que les hace
ni les hará
tampoco yo sé de ellos
ni sabré
es la Ley


Valga este poema
como un grito
aunque
no sé para qué.
        

martes, 19 de abril de 2016

El rastreador.

No tienes

que buscarlo

Él es el que te busca

siguiendo la huella

de tus acciones


Él

busca a sus semejantes

entre los escombros.
        

jueves, 14 de abril de 2016

La cola.

Todos los días
hay
millones de cristos
ante la Cruz
soñando
trascender


Pero
solo les crucifican.
      

lunes, 11 de abril de 2016

Ovillarme.

Desearía ovillarme

en un lugar tibio

y esperar

a que 

unas contracciones simples
 

me conduzcan a la luz
 

como la primera vez.
       

domingo, 10 de abril de 2016

Poema con emoticono.

Quisiera escribir un poema
con palabras que se sienten
y bullen
con una agresividad dulce
pero al intentarlo
todo se torna cursi
y aparecen
cielos
pájaros
nubes
y escribo corazón
sin ruborizarme
y corto rosas en un jardín
donde pronuncio tu nombre


parece que lo que no ha existido
ha existido siempre
salvo yo
que recién lo descubro
gracias a ti
querida
por eso el poema
se resume en un emoticono.
     

domingo, 3 de abril de 2016

Esperando al trueno.

    Un sesgo triste de guerra hay en los ojos de la paloma que no sabe qué hacer con la rama mientras revolotea sobre el paisaje de la amenaza cotidiana que como una enredadera voluntariosa asfixia a los árboles inmóviles y enrumba hacia la luz para sobrevivir matando y hay un grito sordo a través de las risas nerviosas de los que pasean pues temen que de repente la luz explote y algo se nos muera más allá de la falsa muerte y veamos el cadáver tiznado de la paloma entre otros cadáveres como premonición del futuro que se muere sin llegar a presente el sesgo ya no es sesgo es paisaje y llueve cenizas de nubes improvisadas y después del rayo los que aún vivimos esperamos como niños aterrados.
                                                           

sábado, 2 de abril de 2016

Espacio-tiempo crítico.

Estoy
a miles de kilómetros
y casi siete décadas
del lugar donde nací
pero el lugar
de mi muerte
va conmigo
en busca de la hora.