miércoles, 14 de julio de 2010

Ante la puerta donde nadie dice no.


Detenido ante la puerta donde nadie dice no

arranco una hoja del calendario que se derrite

cruje memoria al desbande

me acurruco

envuelto en sábanas de taquiones camuflados

palpo sin saberlo

dimensiones aplazadas en el salón de los cálculos

metáforas de seriedad

en confabulación con los números

acomodos para lo inexplicable


Me dices hoy es martes trece

¡Abrázame!, dices

tu cuerpo es una distancia posible

parte de ese universo compartido

donde las metáforas nos rehacen.

14 comentarios:

Taty Cascada dijo...

Esa puerta que atravesamos todos, es una apertura al paraíso. Nos basta una mirada y la cruzamos, sabiendo que del otro lado late el amor.
Un abrazo.

César Sempere dijo...

En los sentimientos no hay cabida para las ciencias exactas.

Un abrazo,

Pluma Roja dijo...

"tu cuerpo es una distancia posible

parte de ese universo compartido

donde las metáforas nos rehacen."

Me encanta este cierre.

Saludos cordiales,

RECOMENZAR dijo...

Te sigo leyendo y disfrutando

Anabela Canestro dijo...

Donde las metáforas nos rehacen!

Silvia Meishi dijo...

Gracias por deleitarnos con este mar de sentimientos.

Un abrazo

sedemiuqse dijo...

ni se entra ni se sale. Se es o no se es, o todo es nada es. Sueños o realidades o tal vez sea el resultado de una mente imaginativa.

Muerte o vida, vida o muerte. Cuento tras cuentan pan y pimiento.

Me gusta.

Besos y amor
je

Abel German dijo...

Si algo sublime tiene la poesía, es su capacidad de expresar, de forma condensada, aquello que si se pudiera describir llenaría un libro. De cierta manera un poema (al menos uno tuyo), es una puerta. Quien la traspasa entra en una paisaje donde cada cual puede encontrar su reflejo en todo un mundo, el suyo. Este poema es un ejemplo.

☼El Rincón del Relax☼ *Beatriz* dijo...

Gracias por compartir!

Recibe un relajante y cálido abrazo de luz.

Beatriz

Estrella Altair dijo...

Tienes suerte.. conozco pocas puertas donde nadie diga no..

Solo la de los sueños..y la realidad termina a veces diciendo no.

Besos

Andres Rueda dijo...

ES UN PLACER ¡¡ SEGUIRE DISFRUTANDO DE TUS POEMAS

Un babrazo
Andres

saltar del tren dijo...

Creo que la distancia se acorta si crece el deseo por hacer las cosas posibles...
Andrés, tu poema es hermoso.
Besos

Jasonia dijo...

Las metáforas nos rehacen, nos salvan, nos devuelven la esperanza. Y acortan tiempo y distancias.

Un beso.

lidia dijo...

que de verdades y no! la verdadera extencion del cuerpo son sus sentidos, que hay queponer en movimiento,cuando todos escribimos,no soy quien para comentar, en general lo haga bstante mal,solo se que la crítica es y debe ser positiva,abriendo lapuerta,al otro,ya que se trata de puertas...gracias por seguirme
un abrazo inmenso, y hay que abrir la puerta "para ir a juga" un rato,soñando
mil gracias
lidia-la escriba