domingo, 22 de julio de 2012

La avidez.

                                                                  Foto realizada por el autor (Fuerteventura)



La universal avidez

desnuda su prontitud

en falsa solidaridad

afila dientes

saliva

y trasciende


Avisa

que a veces

se oculta

en mí.

4 comentarios:

Anónimo dijo...

Tus textos, Andrés, transmiten un optimismo que, gracias a su carácter sentencioso y breve, contagia. Éste es de una fuerza excepcional que, en los tiempos que corren, se agradece doblemente.

Un abrazo.

Abel German

Pluma Roja dijo...

Sin duda, es universal.

Hola Andrés, veo que cambiaste look me gusta el cambio.

No había pasado por acá pero te cuento que he estado un poco ausente y regresado poco a poco.

Saludos cariñosos.

Teyalmendras dijo...

Habita y se alimenta de cada uno de nosotros...

Disfruté del texto.

Saludos almendrados ;)

El Gaucho Santillán dijo...

Yo tengo avidez.

Pero de cosas que nadie entiende.

Salí fallado, creo.

Un abrazo.

(me compre un fiat 600 y estoy FELIZ)